Loading...

¿Cada cuánto debe cambiarse la esponja para lavar los trastes y cuál es el riesgo de una vieja?

Por salud e higiene te decimos cada cuánto se recomienda cambiar la esponja para lavar los trastes.

Enlace copiado
¿Cada cuánto debe cambiarse la esponja para lavar los trastes y cuál es el riesgo de una vieja?

¿Cada cuánto debe cambiarse la esponja para lavar los trastes y cuál es el riesgo de una vieja?

Enlace copiado

Después de haber preparado una rica comida llega el momento que a pocos les gusta: lavar los trastes. Pero esta no tiene que ser una actividad tediosa si se utilizan las herramientas correctas, entre ellas una buena esponja que ayude a retirar fácilmente la suciedad mientras cuidamos nuestros utensilios. El problema es que pocas veces le damos la importancia debida a este elemento de limpieza y, por ejemplo, no lo reemplazamos con la frecuencia necesaria.

El tema es relevante pues se ha descubierto que la mayoría de los mexicanos cambian la fibra cada 3 o 4 meses. Y es que muchos piensan que, dado que se mantiene en contacto con jabón la mayor parte del tiempo, la esponja está limpia y puede durar meses. Sin embargo, la realidad es que tiende a guardar bacterias lo que no solo significa que tus trastes no quedarán verdaderamente limpios sino que podrías dejarlos con mal olor y virus peligrosos para tu salud. 

Es por ello que en esta ocasión vamos a decirte cada cuánto tiempo se recomienda reemplazar la esponja para lavar los trastes según los expertos.

El peligro de una esponja vieja para lavar los trastes

La mayoría de las personas considera que, mientras esté firme y se vea en buen estado, la esponja de los trastes puede seguirse utilizando sin problemas, pero la realidad es algo diferente. 

De acuerdo con un artículo de la Universidad de Sonora en las esponjas y trapos de cocina se alojan millones y gran variedad de bacterias. Hablando de los estropajos en particular, la razón es que tienen una consistencia porosa y, debido a que se mantienen en el agua, funcionan como incubadoras de microorganismos, los responsables del desagradable aroma a “humedad” y otros más peligrosos. 

De hecho, científicos de la Universidad de Justus Liebig de Giessen, en Alemania, confirmaron que las esponjas presentan diversas bacterias que pueden causar enfermedades. Incluso señalaron que los estropajos usados pueden llegar a albergar más bacterias que un retrete y no solo eso, encontraron 5 de los 10 grupos más comunes de bacterias con potencial patógeno que pueden ocasionar infecciones. 

¿Cada cuánto tiempo debo cambiar la esponja de los trastes? 

Hay que mencionar que el tiempo de vida de una esponja varía según algunas especificaciones como su material y los hábitos  de uso. Sin embargo, te compartimos la opinión de algunos especialistas. 

La Universidad de Sonora señala que, con base en diversos estudios, lo más recomendable es cambiar la esponja al menos cada 15 días para evitar infecciones y enfermedades.

Por su parte, la marca Scotch-Brite explica que, más que una cuestión de tiempo, se tienen que revisar algunas señales para cambiar una fibra para trastes, por ejemplo: 

  • La fibra se separa de la esponja.
  • La esponja ha perdido el color original.
  • Se ha deformado o se siente muy suave.
  • Se hacen bolitas o rollitos en la fibra.
  • Mal olor.
  • Sensación pegajosa al tacto.
  • Puntos negros en la esponja o blancos en la fibra.

Sin embargo, los microorganismos comienzan a proliferar desde el primer uso y alcanzan una concentración preocupante al primer mes, por lo que la empresa recomienda su reemplazo al menos cada 30 días. 

Recomendaciones para cuidar tu esponja de trastes

Para que tu esponja de trastes dure más tiempo y puedas estar tranquilo de que no alberga bacterias peligrosas sigue estos consejos: 

- Antes de lavar los trastes retira los restos de comida con una servilleta. 

- Después de lavar exprime la esponja para eliminar la mayor cantidad de agua y no la dejes sumergida, aunque sea en agua con jabón, pues las bacterias se desarrollan en los lugares húmedos. De hecho, lo mejor es desechar el agua que utilizaste para lavar los trastes.

- Si quieres lavar tu esponja, la Universidad de Sonora recomienda utilizar una solución de agua con un poco de lejía (en proporción de 9 a 1) y sumergir la esponja durante al menos 30 segundos, después dejarla secar.

- Otra opción que proponen es colocar, en un recipiente limpio, cloro y agua hirviendo, sumergir la esponja y dejarla reposar entre 5 y 10 minutos. Después exprimir y enjuagar con agua fría.

- Un método más es dejar remojar la esponja toda la noche en vinagre y al día siguiente secarla al sol. 

- También puedes hervir las esponjas una vez a la semana, así se eliminarán el 60% de las bacterias. 

- Una recomendación más es que optes por opciones naturales, en el mercado encontrarás esponjas hechas a partir de plantas que son biodegradables. 

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 107 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Tags:

  • Esponjas
  • Trastes
  • Utensilios de cocina
  • Lavado
  • GDA

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines